Fecha de boda

Escoger la fecha de la boda

La época del año en la que se celebre el enlace juega un papel muy importante debido a las condiciones climáticas. La primavera suele ser la época favorita debido a que todavía no hace muy fuerte el calor pero ya hace buen tiempo. Eso sí, hay más probabilidades de que llueva.

Lo mejor es el verano, pero nunca al mediodía, es preferible al atardecer. Las bodas de otoño están ganando protagonismo, las temperaturas agradables aún persisten.

También hay que ser consecuente, si alguno de los dos es alérgico al polen, mejor no casarse en primavera… o si quieres llevar un vestido de manga larga, quizá no sea buena idea celebrar la boda en pleno agosto.

Tercero, muy importante, la disponibilidad. Los sábados son el día por excelencia, seguidos de los viernes y después los domingos. Se buscan días festivos y, si puede ser, que no se tenga que ir a trabajar al día siguiente. Así mismo, hay que sincronizarlo con las vacaciones para poder cuadrar la luna de miel aunque tampoco es necesario irse justo después de la boda.

No obstante, las vacaciones son uno de los principales motivos por los que las parejas deciden casarse en verano.


A esto se les puede añadir otra sugerencia a tener en cuenta. Si lo que buscas es una boda de bajo costo y no les importa demasiado el día, escoge la fecha entre enero y marzo ya que se considera temporada baja y todo sale mucho más económico!

Como escoger la fecha de la boda
Scroll hacia arriba
Abrir chat